•  

    Sonora Poncena - Explorando

    Explorando (Sonora Ponceña). Inca, 1978.

     

    GUIÓN (José Arteaga ©):

    (Suena de fondo: Felipe Rodríguez y Davilita – Malos Pasos)
    Locutor 1: Veinte años cumplía en 1978 la Sonora Ponceña. En realidad la agrupación se había fundado en Ponce, al sur de Puerto Rico en 1954, pero fue en 1958 que con tres discos de 78 revoluciones por minuto, sus integrantes materializaron el sueño de don Enrique Lucca y grabaron sus primeras producciones. En uno de ellos la Sonora Ponceña acompañó a los boleristas Felipe Rodríguez y Pedro Ortíz Dávila, Davilita, pero las vueltas de la vida los sacaría de ese estilo caribeño romántico y los acercaría a la música bailable, a la salsa brava de los setenta, a Inca y a Fania. En fin, que el disco para celebrar 20 años se tituló Explorando y de él hablaremos hoy en La Hora Faniática. Bienvenidos.

    SONORA PONCEÑA JUBILEO 20

    (Suena de fondo: Bobby Valentín – El muñeco de la ciudad)
    Locutor 2: Decíamos en 1978 don Quique Lucca y su hijo Papo, quien a pesar de no haber cumplido 30 años, llevaba veinte con la Sonora Ponceña, celebraban el vigésimo aniversario de su primera grabación. Sin embargo, la Ponceña se enfrentaba a cambios radicales y uno de ellos era que Luigi Texidor, su cantante estelar se había ido tras 14 años. Y 14 años son muchos años, pues tras ellos es muy difícil adaptar la vida. Por cierto, vamos a escuchar dos versiones de Moreno Soy, tema que consagró a Texidor. La primera es la que hizo la Ponceña en ese disco Explorando, y la segunda, la que popularizó el propio Texidor. Pero antes, oigámoslo a él.

    EntrevistaLuigiTexidor.mp3
    LUIGI TEXIDOR NACÍ MORENO
    SONORA PONCEÑA MORENO SOY

    (Suena de fondo: John Williams – Jaws)
    Locutor 3: Hablemos de los cantantes de Explorando. Anotábamos que Luigi Texidor había dejado el grupo. Lo reemplazó Humberto Tito Gómez. Tito había cantado para La Terrífica y se había hecho muy popular con la orquesta de Ray Barretto junto a Rubén Blades. Además, ya tenía un disco como solista, Para Gozar Borinquen. Gómez ya había estado con la Ponceña en años anteriores, pero se fue a Nueva York hasta ese 78 cuando volvió. Luego seguiría siendo una estrella en Cali, donde murió de un infarto en la clínica Valle de Lilí en junio de 2007. Así lo recuerda Rubén Blades.

    EntrevistaRubenBladesGomez.mp3
    SONORA PONCEÑA SENTIMIENTO JÍBARO

    (Suena de fondo: La Terrífica – Acere Tumboro)
    Locutor 4: Pero no sólo Tito Gómez cantó en Explorando. También lo hicieron dos históricos intérpretes: Miguel Ortiz y Yolanda Rivera. Miguelito Ortíz era de Guayama, nacido en 1949. Cantó con la Sonora Tropical, la Orquesta de Tito Casanova y la Orquesta de Johnny Torruella, donde además fue bongosero, conguero, timbalero y cantante. Luego llegó a la Sonora Ponceña. Pero cuando la fama le sonreía y el público lo adoraba, empezó a ceder ante la diabetes. Comenzó a tener dificultades para cumplir ciertos compromisos y finalmente tuvo que dejar la agrupación tras once años y 12 discos. Falleció en julio de 2004, recién cumplidos los 40 años de la orquesta.

    SONORA PONCEÑA TE QUIERO TANTO

    (Suena de fondo: Willie Rosario – Picadillo en Salsa)
    Locutor 5: Yolandita Rivera fue la tercera cantante de la Sonora Ponceña en Explorando. Ella había trabajado antes con Willie Rosario, Roberto y su Changó y La Terrífica, hasta que se cansó y fue para Nueva York. Un día, en una esquina cualquiera se topó con Quique Lucca y le pidió trabajo. Comenzó en el 77 e impuso el hit Borinquen para seguir una carrera de éxitos como cantante y como timbalera, pues toca muy bien. Sin embargo, un día de 1983 se fue. Yolandita tenía muchos problemas personales y un carácter fuerte. “Yo no me fui para hacerme solista ni nada por el estilo, porque apenas estaba empezando; lo que pasa es que mi hijita de dos años estaba enferma, y como querían cortarle una pierna, decidí venderlo todo, incluyendo mi casa, para irme a Miami y salvarla”. Luego llegarían más problemas, pero esa es otra historia.

    SONORA PONCEÑA CANTO AL AMOR

    (Suena de fondo: TV Toons – CSI)
    Locutor 6: Para grabar el disco Explorando la Sonora Ponceña estuvo integrada por Enrique “Quique” Lucca como director; Enrique “Papo” Lucca Jr., piano; Tato Santaella, bajo; Jessie Colón, timbales; Johnny Rivero, congas; Ángel Hernández, bongoes; y Tony Rodríguez, Cuchy Castro, Delfín Pérez, Humberto Godineaux, trompetas. ¿Qué ha sido de ellos? Pues bueno, la mayoría sigue en actividad, pero dos ya fallecieron. Antonio Tato Santaella falleció en julio de 1989 y todavía es recordado porque tocaba de memoria, pues no sabía leer partitura. Y Jessie Colón, quien murió en agosto de 2005. Fue un caso raro, pues lo encontraron muerto en una gasolinera de Hato Rey. Pero el levantamiento fue como NN, pues no tenía documentos. Tuvo que identificarlo el conguero Wilfredo López, y su novia declaró posteriormente que había ido a buscar un ladrón que se había metido a su casa. Las pruebas forenses indicarían finalmente que había sido un infarto, presumiblemente provocado por la epilepsia que padecía.

    SONORA PONCEÑA SE FORMÓ

    (Suena de fondo: Conan – Trailer)
    Locutor 7: Explorando fue grabado para el sello Inca, en ese momento ya filial de Fania, pues Jerry Masucci lo había comprado con sus contratos artísticos incluidos, por supuesto. La grabación se hizo por esta razón en Nueva York, como se harían otra tantas, y es que Papo, que ofició como productor, tenía muchos compromisos con Fania. En fin, que se hizo en La Tierra Sound Studios con Jon Fausty como ingeniero. En cuanto a la carátula, esta fue una propuesta de Esmerelda Dering, fotógrafa y consultora de Fania Records, con una creación artística de Ron Levine. Levine, ilustrador exclusivo de Fania y luego director artístico, venía elaborando para las carátulas de la Ponceña, figuras de caballeros medievales tipo hermandad prerrafaelita. Justo después de Explorando daría un vuelco y se centraría en guerreros mitológicos.

    DeclaConanTrailer.mp3
    SONORA PONCEÑA NO HAS DE VERME LLORAR

    (Suena de fondo: Los Brincos – Sorbito de champagne)
    Locutor 8: Una de las canciones llamativas de Explorando fue Suena el Piano, donde como era evidente, se quería resaltar el talento como pianista de Papo Lucca. Pues bien, el compositor del tema es Fernando Arbex, madrileño él proveniente de la época del Twist y del viejo rock and roll. Pero la versión que fascinó a Lucca para hacer esto con la Ponceña, fue la de Rubén González con la Orquesta América. Aunque la verdad, por las palabras de González no se sabe si Papo lo admiraba a él o él a Papo.

    EntrevistaRubenGonzalezPapo.mp3
    RUBÉN GONZÁLEZ QUE INFELICIDAD
    SONORA PONCEÑA SUENA EL PIANO

    (Suena de fondo: Sonora Ponceña – Joldo)
    Locutor 9: Desde que llegó por primera vez a Cali, Colombia, la Sonora Ponceña se convirtió en una agrupación idolatrada por los habitantes de la capital del Valle. La aceptación fue tan grande que el investigador Sergio Santana la llamó La Sonora Caleña, un apelativo que reforzó Gary Domínguez, entonces dueño de la salsoteca La Taberna Latina, y al que desde entonces se considera el hincha número uno de la Ponceña y su coleccionista más exhaustivo. No es el único, por supuesto, pero simboliza un poco lo que pasó con la Ponceña después de Explorando. Así que volveremos a ella. En el programa de hoy los acompañó José Arteaga. Hasta pronto.

    SONORA PONCEÑA SATIN LACE

     

     

  • Roberto Roena - El Progreso

    El Progreso (Roberto Roena y su Apollo Sound X). International, 1978.

     

    GUIÓN (José Arteaga ©):

    (Suena de fondo: Kako – Vitamina)
    Locutor 1: En 1978 la orquesta de Roberto Roena, Apollo Sound estaba conformada por Roberto Roena en los bongoes, Cuqui Santos en los timbales, Papo Pepín en las congas, Lenny Prieto en el piano, Efraín Hernández en el bajo, Mario Álvarez Cora, Fernando Marcano y Ramón Morales en las trompetas, Luty Maldonado en el trombón (a conversar), Coco Andújar en el saxo. Los cantantes fueron el veterano Tito Cruz y el recién llegado Carlos Santos, que venía de integrar la orquesta de Kako Bastar. En los coros estuvieron Tito Allen, Rafú Warner, Mario Álvarez y Darío Morales; y dos músicos invitados: Papo Lucca en el piano y Carlos Patato Valdés en las congas. Ese equipo de músicos grabó uno de los mejores discos de la historia de la salsa: el Apollo Sound X, El Progreso, y esta es su historia en La Hora Faniática. Bienvenidos.

    ROBERTO ROENA REGAÑO AL CORAZÓN

    (Suena de fondo: Fania All Stars – Spanish Fever)
    Locutor 2: En 1978, el mismo año en que Roena graba con la Fania All Stars el disco Spanish fever, graba con el Apollo Sound, El Progreso, para el sello International, filial de Fania Records en Puerto Rico. El trabajo se llevó a cabo en los Ochoa Recording Studios de San Juan, fundado en los años sesenta por la familia Ochoa, todos (abuelo, hijo y nieto) ingenieros. El estudio pasaría más tarde a llamarse Ochoa Music y se convertiría en el más importante del Caribe. El ingeniero fue Steve Bravil y el productor Roberto Roena. En cuanto a la carátula, fue una idea de Ron Levine para destacar la idea de lo rústico frente al progreso industrial. Por eso Roena posa en una puerta destartalada con un letrero que dice Oficina.

    ROBERTO ROENA LAMENTO DE CONCEPCIÓN

    (Suena de fondo: Cuarteto Quinton – Obsesión)
    Locutor 3: Una de las cosas llamativas de este disco, El Progreso, de Roberto Roena, es el uso de la sección sinfónica de cuerdas, algo que estaba de moda entre la gente de Fania gracias a los consejos de Louie Ramírez. Roena utilizó un grupo de diez violines, chelos y guitarras para las canciones El Progreso y Necesito Llamar Su Atención. Ellos pertenecían al Conservatorio de Música de Puerto Rico y estaban bajo la dirección del maestro Jaime Medina, director además de la Orquesta Intermedia del Programa de Cuerdas.

    ROBERTO ROENA NECESITO LLAMAR SU ATENCIÓN

    (Suena de fondo: Roberto Carlos – As Baleias)
    Locutor 4: Cada año, de julio a noviembre, cuando llega el verano austral, las ballenas francas se concentran en el litoral brasileño de Santa Catarina. A finales de los años setenta, la caza indiscriminada de ballenas y la falta de una regulación que sólo llegaría en 1982, hicieron de esta zona brasileña, entre Santa Catarina y Rincão, pasando por Florianópolis, un territorio de observación en la llamada Área de Protección Ambiental de la Ballena Franca. Fue por ese tiempo que el cantante romántico Roberto Carlos compuso El Progreso junto a su hermano Erasmo. También compuso Las Ballenas, pero El Progreso pasó a la historia por su versión y por la que hizo Roberto Roena.

    DeclaLaBallenaAzul.mp3
    ROBERTO ROENA EL PROGRESO

    (Suena de fondo: Roberto Roena – Coro Miyare)
    Locutor 5: Roberto Roena era bailarín. Un excelente bailarín que hacía demostraciones con su hermano Cuqui y con su tío Anibal. Uno de los primeros contratos que le hicieron fue en 1954 en un programa de espectáculos llamado La Taberna India, que era patrocinado por Cerveza India y donde acompañó a Cortijo y su Combo. Y a Rafael Cortijo le gustó lo que hacía el pequeño Roberto y le pidió que hiciera parte del elenco coreográfico del grupo. En 1956 Cortijo lo convidó a viajar con su combo a Nueva York. A Roena le encantó la idea, pero había un problema: era menor de edad. Así que Cortijo fue a pedirle permiso a su madre. “ Mi mamá accedió y me convertí en el bebé del grupo, me cuidaban demasiado… estuvimos tres meses en Nueva York y ésa fue mi escuelita”, contó alguna vez Roena, quien añade. “Todos los días, a las tres de la tarde, Cortijo se reunía conmigo, me sentaba en una silla y me daba un bongó para enseñarme a tocar”. Claro. No es de extrañar que Roena diga: Viva Cortijo.

    DeclaComercialIndia.mp3
    ROBERTO ROENA VIVA CORTIJO

    (Suena de fondo: Roberto Roena – Take Five)
    Locutor 6: Nacido en 1940 en Mayaguez, Roberto Roena efectivamente había hecho parte del combo de Cortijo y más tarde del Gran Combo de Puerto Rico, cuando se presentó una disidencia en el seno del primero de estos combos en 1962. Roena estuvo siete años con la llamada Universidad de la Salsa, y aunque grabó un disco con un conjunto de nombre Los Megatones en 1967, fue hasta el 69 en que se decidió a organizar su propia orquesta. Le puso Apollo Sound porque la noche del primer ensayo en los Borinquen Towers de Puerto Nuevo coincidió con el lanzamiento de la primera nave que llegó a la luna. Roena enumeró todas sus grabaciones hasta 1978, cuando le puso el subtítulo El Progreso. Pero en ese año, Roena también hizo el disco La Practica Hace La Perfección para su amigo y trompetista del Apollo Sound, Mario Álvarez Cora y su Orquesta Cábala.

    DeclaApollo11.mp3
    ROBERTO ROENA LA DISTANCIA
    SALSA FEVER SALSA FEVER MEDLEY

    (Suena de fondo: Gunda Merced – El Divorcio de Papi)
    Locutor 7: Julio Gunda Merced Acosta era trombonista, flautista, compositor y arreglista. Había tocado con Roberto Angleró antes de unirse a Roberto Roena y su Apollo Sound y llegó a ser el director musical de la orquesta de Roena, haciendo los arreglos de todos sus grandes éxitos. Pero a mediados de 1978, Merced se peleó con su jefe, dijo que él quería tener su propia banda, le hizo la oferta a cinco músicos y el Apollo Sound se dividió. Merced fundaría entonces la orquesta Salsa Fever y empezaría a trabajar como director artístico del sello Musical Productions. Pero por supuesto, a Roena no le hizo ni cinco de gracia y decidió desquitarse con canciones. Por eso, el El Progreso incluyó un tema en el que no deja títere con cabeza y a los cinco separatistas les cantó Contigo No Quiero Na.

    ROBERTO ROENA CONTIGO NO QUIERO NA

    (Suena de fondo: Tito Puente – Take Five)
    Locutor 8: Roberto Roena y su Apollo Sound X: El Progreso tuvo dos composiciones de Tite Curet Alonso, las dos magníficas, estupendas, brillantes, geniales en todo sentido, en su arreglo y armonía, pero su creación inicial: Lamento de Concepción y Guaguancó del Adiós (Si quieres oír mi música en tus fiestas llámame al 7212126 en Puertorro y al 5417990 al otro lado en Nueva York), ambas consideradas parte esencial de la salsa social. El propio Tite lo explicaba así.

    EntrevistaTiteCuretTestigo.mp3
    ROBERTO ROENA GUAGUANCÓ DEL ADIÓS

    (Suena de fondo: Guardia Presidencial – La Guaneña)
    Locutor 9: Ahora quiero contarles una anécdota personal. Estaba yo prestando mi servicio militar en el Batallón Guardia Presidencial de Bogotá, pero el entrenamiento en combate lo hicimos en la base aérea de Tolemaida, en medio de la selva tropical y con un calor abrasador. Una de las pruebas era cruzar el río Sumapaz por una tarabita a 50 metros de altura con unos 20 kilos de equipaje a las espaldas. Pero no colgando, que sería fácil, sino encima de la cuerda balanceada en los dos extremos. Una canción me sirvió para cruzar los 165 metros de distancia hasta la zona de los helicópteros: Lo Que Dios Me Dio, de Roberto Roena. En La Hora Faniática de hoy los acompañó José Arteaga.

    ROBERTO ROENA LO QUE DIOS ME DIO

     

     

     

     

     

     

  • Johnny Pacheco y Celia Cruz - La Hora Faniática

    Celia & Johnny (Johnny Pacheco). Vaya, 1974.

     GUIÓN (José Arteaga ©):

    (Suena de fondo: The Duncan Brothers – Dreams)
    Locutor 1: Suele suceder que hay encuentros que están destinados a darse. Carta astral, dirá Lil Rodríguez, o simplemente destino. Pero suceden. Las novelas románticas y las canciones de amor han sublimado esto que se conoce como “tu media naranja”. Pero no sólo ocurre en el amor, también sucede en los negocios, en la política y hasta en la guerra. Y si sucede allí, ¿porqué no habría de suceder en la música? En la salsa, para ser más exactos, uno de esos encuentros fue el de Celia Cruz y Johnny Pacheco, el primero de sus encuentros y grabaciones, titulado simplemente así: Celia & Johnny, y del que contaremos su historia hoy en La Hora Faniática. Bienvenidos.

    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ EL TUMBAO Y CELIA

    (Suena de fondo: Buddy Rich – Chameleon)
    Locutor 2: Estamos en 1974… Bueno, finales del 73 para ser exactos. Celia Cruz y Johnny Pacheco son dos grandes estrellas de la música, cada uno en su estilo. Ella como guarachera y él como flautista de son. La salsa acaba de hacer su irrupción como sonido urbano, aunque nadie ha oficializado su nombre. Celia se había hecho famosa con la Sonora Matancera, pero luego estuvo cantando con grandes orquestas como la de Memo Salamanca en Ciudad de México y la de Tito Puente en Nueva York. Con Tito grabó discos magníficos para el sello Tico Records, pero no acabó contenta. De hecho, se sentía amarrada y eso hizo que un buen día fuera a buscar al exitoso empresario Jerry Masucci.

    EntrevistaJohnnyPachecoMasucci.mp3
    TITO PUENTE Y CELIA CRUZ YO SOY LA VOZ

    (Suena de fondo: Tito Puente – Tanga)
    Locutor 3: Aunque nunca lo ha dicho con nombres propios, Johnny Pacheco siempre estuvo convencido que el estilo de su conjunto era mejor para la potente voz de Celia que la gran orquesta de Tito Puente. Sin embargo, gran parte de la genialidad de Celia estribaba en su versatilidad ante los formatos orquestales. Eso si, Pacheco planeó todo a la perfección.

    EntrevistaJohnnyPachecoCelia.mp3
    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ CANTO A LA HABANA

    (Suena de fondo: Johnny Pacheco – Primoroso Cantar)
    Locutor 4: Hablábamos de lo que Celia Cruz había hecho antes de grabar con Johnny Pacheco, pero no de lo que había hecho Pacheco antes de grabar con Celia. El flautista dominicano era uno de los artistas más vendedores del sello Fania y el productor principal de la compañía. La lista de cantantes con los que había estado trabajando era inmensa, pero repasemos sus nombres: Elliot Romero, Rudy Calzado, Chivirico Dávila, Monguito El Único, Pete El Conde Rodríguez, Caito Díaz, Alberto Valdés y Justo Betancourt. Tenía, además, dos discos en el mercado: Tres de café y Dos de Azúcar, vocalizado por El Conde; y un recopilatorio del sello Alegre titulado Había Una Vez / Once Upon A Time, de su época como director de una charanga.

    JOHNNY PACHECO RECUERDOS DE ARCAÑO

    (Suena de fondo: Chuck Mangione – Look to the Children)
    Locutor 5: Una de las cosas que han hecho de Celia & Johnny uno de los mejores discos de la historia es la selección de canciones. Diez temas no son muchos temas, pero estaban bien escogidos pues había bombas, sones y boleros, además de otros ritmos como el landó. El saber escoger siempre fue una de las virtudes de Pacheco según lo contó en un documental de Vince Riesgo y Hugo Barroso.

    EntrevistaJohnnyPachecoTemas.mp3
    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ EL PREGÓN DEL PESCADOR

    (Suena de fondo: Johnny Pacheco – El Celoso)
    Locutor 6: Cuenta Johnny Pacheco la siguiente anécdota: “Estaba yo en Puerto Rico, cuando se me acerca un muchachito y me dice: ‘Pacheco, yo tengo unos temitas que quiero que oigas’, y le digo: ‘bueno espérame aquí, tomate un café que tengo una reunión’. Pero me entretuve allá adentro. Cuando salí, ni me acordé del muchacho. Ya me iba, cuando me cayó atrás, gritando: ‘¿Eh, tú no me vas a oír?’, ‘¿Oír qué?’, le respondí. ‘¿No me dijiste que te esperara?’. Y yo, con ganas de quitármelo de arriba, le lancé a modo de excusa: ‘¿tienes la partitura, o la grabación?’. Y me contestó: ‘no señor, la tengo aquí’, y apuntó para su garganta, y ahí mismo me cantó: “Químbara, quimbara, quimbaquín bambá…”. ¡Me noqueó! Y le dije: ‘ven pa’ arriba, jovencito, déjame oír eso bien’. Se llamaba Junior Cepeda. Le grabé como diez temas. Fue tanto el éxito de sus salsas, que se mudó para Nueva York, pero se empató con una mujer mayor, que celosa le pegó tres balazos. Lo mató cuando acababa de cumplir 22 años. La infeliz asesinó a uno de los mejores autores de salsa de todos los tiempos”.

    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ QUIMBARA
    CHABUCA GRANDA MI CURRUÑAO

    (Suena de fondo: Perujazz – Toro Mata)
    Locutor 7: Toro Mata es un ritmo afro propio del valle de Cañete, al sur de Lima en la costa peruana. Hay varias canciones de Toro Mata, pero la más famosa es una que lleva el mismo nombre y fue compuesta por Carlos Soto de la Colina (Caitro Soto) en 1973, quien la grabó en tiempo de landó con fuga. Soto fue el cajonero de Chabuca Granda y quien le enseñó a tocar cajón a Paco de Lucía. Soto contó alguna vez lo siguiente: “El Lapondé era un tambo al que se iba después de las corridas de toros. Era como un centro de recreación, una choza donde vendían comida, trago y se divertían. Y había como un corralón, no había plaza. Los negros se metían como todo espontáneo. Y, una vez, allí encontraron a un negro que se había venido de Acarí, una hacienda que está por Palpa. El no se había enterado de la libertad. Se había venido escondido entre las cañas comiendo fruta para alimentarse, y fue a parar a Lapondé, y por la marca de su cuerpo se dieron cuenta que no era de allí: “Ete negro no e de aquí, caracra, cra, cra, cra”. Inclusive lo querían matar porque no era de allí”.

    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ TORO MATA

    (Suena de fondo: Ernesto Lecuona – El Vals de los Mares)
    Locutor 8: Orlando de la Rosa era un pianista nacido en La Habana en 1919. Tocaba desde los nueve años y siendo muy joven era llamado con frecuencia por Ernesto Lecuona para hacer unas suntuosas presentaciones sinfónicas con seis o 12 pianos tocando a la vez. Cosas de Lecuona que le permitieron a De la Rosa darse a conocer en las noches cubanas y viajar a Estados Unidos para trabajar en radio, televisión y cine y hacer música de cabaret. Pero no descansaba. El probrela es que no descansaba y se enfermó. Murió con 36 años en 1957, tras haber compuesto un montón de boleros tremendos: Ya sé que es mentira, Cansancio, Tu llegada, No vale la pena, Mi corazón es para ti, Nuestras vidas, Esto es felicidad y Vieja Luna.

    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ VIEJA LUNA

    (Suena de fondo: Nino Rota – Kay)
    Locutor 9: Rey Díaz Calvet tenía una orquesta en La Habana de la época de Batista, orquesta muy popular por cierto. El era compositor, pianista y director, y por su agrupación habían pasado muchos cantantes, antes que en 1955 lo contrataran para inaugurar un hotel que, decían, iba a ser el mejor de la ciudad. Normal, Batista había promulgado una ley ofreciendo incentivos fiscales a cualquiera que deseara construir hoteles, clubes nocturnos y casinos. El Hotel Capri fue uno de los primeros en ser construido con 250 habitaciones. Su dueño era Santo Trafficante, de Tampa, Florida, y el casino lo operaba Santino Maselli, del Bronx New York; ambos socios de quien era el máximo representante de la cosa nostra en aquellos tiempos en la isla, Mayer Lansky.

    DeclaLanskyTrailer.mp3
    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ EL PASO DEL MULO

    (Suena de fondo: Totico – Ofrere)
    Locutor 10: Las ceremonias de los Orishas suelen estar marcadas por las ofrendas, ya que de estas dependen muchas de las circunstancias posteriores en la vida de cada persona que ha sido acogida por un santo. El vestido, entonces, es fundamental, porque es una manera de expresar tus intenciones y tu interior. Y allí entran los collares, que en la religión yoruba se denominan iddés. Y estos, que suelen representar a los Orishas más importantes del sistema religioso, son collares de cuentas. El Iddé sencillo (un solo hilo) cerrado con botón, y realizado con cuentas de vidrio de colores lisos, ensartadas con hilos de fibra naturales (algodón, por ejemplo). El iddé sirve para protegerse de los malos espíritus y las brujerías, tal cual lo cual lo escribió Tite Curet y lo cantó Celia Cruz.

    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ TENGO EL IDDÉ

    (Suena de fondo: Afrosound – Ponchito de Colores)
    Locutor 11: Celia & Johnny fue grabado por el conjunto de Johnny Pacheco, quien dirigió, tocó el güiro y la flauta. Papo Lucca en el piano, Johnny Rodríguez Junior en las congas, Ralphy Marzan en los bongoes, Héctor Bomberito Zarzuela y Louie Perico Ortiz en las trompetas, Víctor Venegas en el bajo, Charlie Rodríguez en el tres. Ayudaron Ismael Quintana y Justo Betancourt. La famosa fotografía de la carátula la tomó, como no, Lee Marshall y el concepto artístico estuvo a cargo de Ron Levine. Grabación en Good Vibrations Sound Studios con Jon Fausty como ingeniero. En La Hora Faniática de hoy los acompañó José Arteaga.

    JOHNNY PACHECO Y CELIA CRUZ LO TUYO ES MENTAL